La marca de la Bestia es el Domingo

248

La marca de la Bestia es el Domingo

Para saber qué es la marca de la bestia, primero es de identificar el sello de Dios: Características de un sello:

Nombre: Jehová, Dios.
Título: Creador.
Territorio: Toda la tierra.

¿Qué único mandamiento del decálogo revela al verdadero Dios y Autor de la Ley?

Éxodo 20:8 – 11.”Acuérdate del día de reposo para santificarlo. Seis días trabajarás, y harás toda tu obra;mas el séptimo día es reposo para Jehová tu Dios; no hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas. Porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, Jehová bendijo el día de reposo y lo santificó.”

El sábado es el único mandamiento que tiene el nombre del Padre, su título de Creador, y su dominio, que es elcielo y la tierra. Sólo existe una manera en la que adoramos a Aquel, “que hizo el cielo y la tierra, el mar y las fuentes de las aguas” (Apocalipsis 14:7), reconociéndolo como nuestro Creador. Es a través del descanso semanal del sábado, el séptimo día.

Los católicos dicen cual es su marca: La “marca” de la supremacía papal, por su propia admisión, es el culto de dominical: “El Domingo es nuestra “marca” de autoridad . . . .” (The Catholic Record, London, Ontario, September 1, 1923.)

“La Iglesia Católica por más de mil años antes de la existencia de un protestante, por virtud de su misión divina, cambió el día de Sábado a Domingo.” (The Catholic Mirror, septiembre de 1893, citado en ¿Que Hay Detrás del Nuevo Orden Mundial, IBE, Inc [Dept. P, PO Box 352, Jemison, AL 35085-0352, USA], p. 49).

“Por supuesto que la Iglesia Católica presume que el cambio fue su acto…Y que el acto es la marca de su autoridad eclesiástica en cosas religiosas.” (H.F. Thomas, Cancellor of Cardenal Gibbons, citado en Ibíd.).

Aquí la misma Iglesia Católica admite que ellos cambiaron la observancia del sábado por el domingo, el primer día de la semana, y que ésto es su marca de autoridad en asuntos religiosos.

La marca de la bestia se recibe cuando una persona, con pleno conocimiento de la verdad, se aferra a día falsas de adoración como más cómodo en la sociedad moderna de adorar al Creador en Su santo sábado, calculado por medio de su método original de tiempo de mantenimiento, el calendario luni-solar. Algunos sábados y Sabastitas han estabilizado la acusación de que el culto del domingo es la marca de la bestia. Así es. Pero también lo es el culto del sábado, o ir a la mezquita el viernes. Cualquier esfuerzo para devolver la adoración en un día establecido por Satanás, sólo da honor a Satanás.

“Si se os ha presentado la luz de la verdad que revela el sábado del cuarto mandamiento y que muestra que en la Palabra de Dios no hay fundamento para la observancia del domingo, y sin embargo seguís aferrándoos al falso día de reposo, rehusando observar el santo sábado al que Dios llama ‘mi día santo’, recibís la marca de la bestia. ¿Cuándo ocurre esto? Cuando obedecéis el decreto que os ordena dejar de trabajar el domingo para adorar a Dios, mientras sabéis que no hay una sola palabra en la Biblia que muestre que el domingo no sea un día como todos los demás, entonces consentís en recibir la marca de la bestia y rechazáis el sello de Dios (RH, 13 de Julio de 1897)”. Ev:174-175.

La marca de la bestia es el día de descanso papal.—El Evangelismo, 174 (1899). – {EUD 189.6}

Cuando llegue la prueba se manifestará claramente qué es la marca de la bestia: es la observancia del domingo.—Comentario Bíblico Adventista 7:991 (1900). – {EUD 189.7}

Dios ha dado a los hombres el sábado como una señal entre él y ellos, como una prueba de su lealtad. Aquellos que, después de recibir la luz concerniente a la ley de Dios continúen desobedeciendo y exaltando las leyes humanas por encima de la ley de Dios, en la gran crisis que está delante de nosotros, recibirán la marca de la bestia.—El Evangelismo, 175 (1900). – {EUD 190.5}

Nadie es condenado hasta que haya tenido la luz y haya visto la obligación del cuarto mandamiento. Pero cuando se ponga en vigencia el decreto que ordena falsificar el sábado, y el fuerte clamor del tercer ángel amoneste a los hombres contra la adoración de la bestia y su imagen, se trazará claramente la línea entre lo falso y lo verdadero. Entonces los que continúen aún en transgresión recibirán la marca de la bestia.—El Evangelismo, 174 (1899). – {EUD 191.1}

Cuando la observancia del domingo sea impuesta por la ley, y el mundo sea ilustrado respecto a la obligación del verdadero día de descanso, entonces el que transgrediere el mandamiento de Dios para obedecer un precepto que no tiene mayor autoridad que la de Roma, honrará con ello al papado por encima de Dios. Rendirá homenaje a Roma y al poder que impone la institución establecida por Roma. Adorará la bestia y su imagen. – {EUD 191.2}

Cuando los hombres rechacen entonces la institución que Dios declaró ser el signo de su autoridad, y honren en su lugar lo que Roma escogió como signo de su supremacía, ellos aceptarán de hecho el signo de la sumisión a Roma, “la marca de la bestia”. Y solo cuando la cuestión haya sido expuesta así a las claras ante los hombres, y ellos hayan sido llamados a escoger entre los mandamientos de Dios y los mandamientos de los hombres, será cuando los que perseveren en la transgresión recibirán “la marca de la bestia”.—Seguridad y Paz en el Conflicto de los Siglos, 502-503 (1911). – {EUD 191.3}

Por Rafael Diaz

Comentarios

Comentarios

También podría gustarte Más del autor

Deja un comentario